Julio ‘Benalúa’, ilustre Duque de San Pedro de Galatino

conde de benalúa

Julio ‘Benalúa’ es un personaje singular, único y pionero empresario granadino. También conocido por el Duque de San Pedro de Galatino y además de Conde de Benalúa y Señor de Láchar, fue un empresario, noble y político español. Esta figura del panorama granadino es muy famoso, en especial en ámbito empresarial por su multitud de obras reconocidas a la localidad del sur de Andalucía. Presentamos en esta publicación una memoria a este hombre de nombre Julio Quesada Cañaveral Piédrola Osorio Spínola y Blake, de nacimiento en 1857 y fallecimiento en el año de 1936.

Julio, cuyo nombre nobiliario es mucho más amplio que lo ya mencionado, fue una figura muy representativa en la ciudad de Granada. Aunque su juventud y nacimiento fueron en Madrid, Julio quedó maravillado y fascinado por la ciudad de Granada por su singular arquitectura. Fue un empresario emprendedor muy adelantado a su tiempo, que por pura vocación y progreso en dicha ciudad decidió volcar su vida adulta en la mejora de la misma. 

señor de láchar

Sus obras más representativas, o al menos las que más fascinación y memoria le traen al pueblo granadino, fueron las que más se relacionaron con el sector del turismo. Entre ellas nos encontramos con el Hotel del Duque (Sierra Nevada), Hotel Alhambra Palace, el castillo de Láchar (pueblo de Granada) o la línea de tranvías que iban desde la capital hasta el mismo hotel del duque. Hablaremos más adelante en detalle de las mismas.

Vida del duque de San Pedro de Galatino

Julio ‘Benalúa’ tuvo una vida señorial en los rincones de Madrid, haciendo viajes periódicos a la ciudad de San Sebastián. Aunque su familia fue granadina, siguió el testamento de su padre Francisco de Asís Quesada junto a su tío Osorio y Silva. Allí en Madrid vivieron en en el palacio de Jose Osorio en la calle alcalá, dónde actualmente reside el Banco de España. En su parte de adolescencia compartió tiempo de juego con el príncipe Alfonso y posterior rey con el número XII.

Más adelante, tuvo que emigrar en la Revolución de 1868, conocida como la Revolución de Septiembre, Septembrina o La Gloriosa, el cual dicha revolución hizo expulsar y destronar a la regente por entonces reina Isabel II, como ocurrió con el Conde de Benalúa. En su caso, tuvo que proceder a un exilio francés, pasando por Austria e incluso Polonia; con lo que regresaría a Madrid en las cercanías de la Restauración.

Por entonces, residió entre Granada y Madrid. En el sur, su hospedancia fue casi íntegra en su Castillo de Láchar.

Nos gustaría hacer mención que le fue otorgado el título nobiliario de V Conde de Benalúa, el cual damos nombre a uno de nuestros aceites. Este título le es entregado por ser conde de la localidad de Benalúa de las Villas, lugar dónde reside la nuestra cooperativa San Sebastián SCA.

condado de benalua

Actualmente este título reside en la condesa Teresa de Medinilla y Bernales, quien le damos las gracias de poder usar su título a una de nuestras marcas de aceite de oliva, Conde de Benalúa.

Duque emprendedor de la ciudad de Granada

Como se ha mencionado antes, fue un emprendedor pionero en el sector de turismo preferentemente, aunque también tuvo iniciativas en el sector azucarero. Por su amor y devoción por Granada, quiso emprender para mejorar significativamente en su época adulta. No dudaba en arriesgar si veía una mejora social y estructural en la tierra dónde le acogió como adopción.

Haciendo un repaso a su carrera empresarial, Julio se enfrascó en muchos proyectos. De los más significativos:

  • Vivió en el Castillo de Láchar (aquí podeis encontrar su web), construido por el duque a finales del siglo XIX. Por él pasaron figuras representativas como el rey Alfonso XIII o Sir Arthur Conan Doyle, entre otros. El castillo presenta un palacete romántico, a gusto de la época en que fue construida, siguiendo la línea de las obras del autor. Está situado dentro de la ciudad de Láchar, muy cerca de la ciudad de Granada. Actualmente, desde 2016, puede ser visitado por cualquier que lo precise. Sin duda es una parada obligada para cualquiera que desee visitar la belleza arquitectónica de Granada, a escasos 10 minutos de la ciudad.

turismo granada castillo lachar

  • Fue el creador de dos de los más representativos hoteles de Granada, el Hotel de Sierra Nevada (o ‘del Duque’) y el Hotel Alhambra Palace. En el primero, en 1910 propuso una carretera que subiera a Sierra Nevada (que acabaría en parte cerca del Hotel), creando interés cultural y deportivo que acabaría por crear la primera estación de esquí en Sierra nevada. El segundo fue encargado por el duque, pero construido por el ingeniero Juan José Santa Cruz preservando un estilo neonazharí y neomudéjar.

hotel del duque granada

  • Conectando con la misma ciudad de Granada, Julio añadiría vías de tranvía de Granada que llegarían también a subir hacia la misma Sierra. Aún se conserva partes de aquel tranvía, en especial en la zona de Güejar Sierra como se puede ver en esta publicación. El mayor problema de poder disfrutar de la Sierra eran las nulas o casi inexistentes vías de comunicación. Hoy en día está todo muy bien conectado, pero a principios de siglo XX era impensable subir con facilidad a la montaña. Lamentablemente, debido a otras alternativas y a costos que suponía el funcionamiento del tranvía, ofreció su ultimo viaje en enero de 1974.

tranvia de la sierra de granada

  • Además, fue dueño de un patrimonio agrario debido a que creía firmemente en que la industria agroalimentaria tenía una fuerza poderosa en Granada. Persona motora de económia importante, creando muchos puestos de empleo (que a su vez estas empresas a día de hoy siguen creando gracias a esta iniciativa), erigiendo fábricas de azúcar y aceite de oliva. Cualquier empresa granadina agroalimentaria, en especial de azucar y aceite, le debemos mucho a la figura de Julio ‘Benalúa’.

Reconocimientos al Conde de Benalúa

Hoy en día, la Federación Provincial de Empresas de Hostelería y Turismo continúa ensalzando el sector con los Premios Duque San Pedro de Galatino, en honor memorífico a toda aquel impulso incesante que tuvo la figura del Conde de Benalúa. Incluso se construyó un obelisco-monumento en honor a su figura, que residen dentro de los Jardines del Genil, cerca del puente verde, en la misma Granada. Además, el ayuntamiento de Granada dedicó a su reconocimiento y carrera la avenida del Duque de San Pedro de Galatino en el barrio de los Vergeles, al comienzo de la misma carretera de la Sierra; así como el ayuntamiento de Láchar nombrando una calle en su memoria.

Y sobre todo, en 2007, fue declarado hijo adoptivo de Granada con motivo de su 150º aniversario de su nacimiento.

«Fue mi anhelo abrir camino a la Sierra y ofrecer a Granada sus emociones y tesoros» – Duque de San Pedro de Galatina

obelisco monumento paseo de la bomba granada

Fuentes:

  • Casa espiritual de Sierra Nevada – Enlace
  • Wikipedia – Enlace
  • Güejar Sierra Turismo – Enlace
  • ABC Sevilla/granada – Enlace
  • Memorias del Conde de Benalúa, preliminar de Manuel Titos Martínez – Enlace
Julio ‘Benalúa’, ilustre Duque de San Pedro de Galatino
¿Te ha gustado? ¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top